Make your own free website on Tripod.com



El joven caballero y su amante.

En Londres, durante el invierno de 1847-1848, una rica y joven viuda de unos veinte años se encontró inesperadamente implicada en una relación ilícita con un joven caballero. Tiempo después, una noche, cuando estaba durmiendo, un rayo de luz comenzó a crecer y expandirse en la puerta de su habitación. Para su incredulidad, la puerta comenzó a abrirse lentamente, y allí apareció el joven caballero. Él se aproximó, agarró su muñeca izquierda y dijo en un suspiro: "Existe un infierno." El dolor en la muñeca era tan intenso que perdió la conciencia.

Cuando despertó, sentía una terrible quemazón dentro de su muñeca, hasta el hueso. La alfombra también aparecía chamuscada donde las huellas de los pies del joven caballero habían ido y venido.

Al día siguiente, ella supo que la noche anterior, su caballero había sido encontrado borracho y había muerto en los brazos de sus sirvientes.

Ella aparentemente vivió el resto de su vida con una dolorosa cicatriz como recuerdo.







EL LAGO DE FUEGO